Dom09272020

ActualizadoDom, 27 Sep 2020 10am

A cinco años de su fallecimiento recordaron a Raúl Alfonsín

Lo hizo el Comité de la UCR local a través de un comunicado en el caracterizaron a la histórica figura como un "tenedor de una energía creadora desbordante, que solo caracteriza a los grandes que no se apartan de su camino, poseedor de pensamiento lógico y tenacidad aceptable".

"Encarnaba el preámbulo de la constitución porque allí mencionaba lo que la sociedad reclamaba a viva vos. Hombre decente, de una austeridad indiscutible, dialoguista, razonable, como también componedor y articulador, de gran coraje ante los grandes y la adversidad. Generoso y convocante.

Lo combatieron con las armas. Estadista con notable sentido de la historia, bregó por la paz y seguridad con los países vecinos. Fue un ciudadano integral, con sincera fé religiosa. Inspirador de leyes importantes y reclamadas, divorcio legal, patria potestad entre otras.

Impulsó lo que hoy más que nunca se reclama, un congreso pedagógico nacional, que proponía revivir la educación pública, laica, gratuita y universal, tan vapuleada y desgajada en nuestra actualidad. Tomo la decisión de juzgar a las juntas militares. Logró una hazaña civil sin procedentes como fue la creación de la CONADEP. Demostró ser militante de la vida, abogado de los desafortunados y paladín de las garantías constitucionales.

Hombre sencillo, cordial, lucido, bueno, implacable, fiel a sus ideas, ideas de justicia social, de la paz, de la democracia, de la libertad.

Murió como vivió, como un grande,  como un ciudadano sabio y a la vez modesto, como un estudiante de la vida que amaba los libros y gozaba del buen vino. Adoraba a sus seres querido y se sentía profundamente argentino. Hoy que no está, permanece entre nosotros más intenso en su ausencia porque necesitamos su ejemplo más que nunca para rescatar a nuestro País para que la vida y la paz nunca más sean puestas en riesgo.

Al cumplirse 5 años de su desaparición física, merecemos recordar a quién  nos enseño tan simplemente a ser, nos enseño el respeto a nosotros mismos, nos devolvió la democracia, que nos inculco el respeto, el valor, la capacidad de ofrecer al otro lo que esté a nuestro alcance.

Palabras como respeto, humildad, sinceridad, ética, honradez, son solo algunas de las que describen su gran persona. La historia de nuestro País debería nutrirse de muchas personas como Raúl Alfonsín, merecedor de excelentes calificativos tanto en su vida Personal, como profesional, como política.

Hoy en las postrimeras de la decadencia Institucional, debemos reforzar su legado para no caer en el facilismo del oportunismo, y esforzarnos para realzar sus valores. No todos lo entienden, pero sí, muchos luchamos para ello. Este es mi homenaje, mi respeto a quién hoy y siempre admiraré y llevaré en mi memoria".-

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar